12 noviembre 2008

Un antojo interminable

Se me antojaron dos bolas de helado, una de vainilla con chispas de chocolate y el otro de limón; me retorcí por el dolor que me dió atrás de la mandibula y casi se me cae la saliva al pedir el helado. Me atraganté y con cuidado pasé la inmensidad de antojo acuoso que se paseaba por mi boca. Entonces pedí, cuando escuché el precio decepcionante miré mis monedas en el bolsillo, no eran suficientes ni para una bola siquiera. Bajé la mirada y procedí a terminar de ser un estorbo para la fila de bolsillos monetarios.
Cabisbaja seguía con la boca reseca, tratando de imaginar su sabor en mi saliva y tragarla con la misma frescura que una lenta lenguetada.
Cerré los ojos y me pareció tener muy cerca de mi nariz su olor, muy cerca, muy cerca, me estiré y me estiré para persibirlo hasta que sentí por fin la humeda y vizcosa plasta en mi nariz.
Abrí los ojos y ahí estaba él. mi helado de limón enfrente y sobre mi nariz. alcé mi rostro y noté que su mensajero era un bello ser humano sabor vainilla con un lunar cerca de su ojo que asemejaba las chispitas de chocolate, después le encontré más chispas esparcidas por su cuerpo, lamí y lamí tratando de acabar mis deseos que se derretían con mi saciedad gradual.
Era un helado interminable, de sabores lujosos, envueltos en el mismo cono.
Abracé mi deseo y me desfogué en su sabor, hasta dejarme helar por el manto estrellado que me envolvía.
Me levanté y volví a caminar, volví a sacar mis monedas y las deposité en la primera mano que me ofrecía cargarlas.
Suspiré hondo, lo más profundo que pude y me encontré plena, busqué por los rincones de mi cuerpo para llenar algún vacío insasiable, algún espacio no usado, pero no lo encontré.
Volví a cerrar los ojos y cuando los abrí seguía ahí.

2 comentarios:

DaViD CaNo dijo...

hay ausencias que dejan un sabor en la boca que no se puede eliminar con un sorbete a algo nuevo...

D dijo...

Me gusto la frase de tu amigo! muy profunda eh, saludillos loca, espero que proximamente puedas probar esas deliciosas bolas que tanto se te antojan.

tqm, besos.

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NoDerivs 2.5 License.